lunes, 21 de marzo de 2011

"¿Quién me ha robado el queso?"

"¿Quién me ha robado el queso?", es uno de los muchos libros que existen en el mercado para levantar la autoestima, uno de los muchos problemas que tiene el ser humano en esta era de la informática, tan adelantada tecnológicamente pero que fomenta muchos problemas sicológicos.
Yo lo leí en cierta ocasión, recomendado por un amigo mío, y la verdad es que da algunas pautas de comportamiento que te ayudan en el momento oportuno, pero que a la larga te hace dar cuenta de que el problema no está en ti, sino en los demás. Me explico: La envidia de los mediocres, de las personas que no valen más que para hacer sombra, le hace machacar al que vale más que él, con sutileza, con tesón, porque para eso sí están hechos, para socabar, para dañar y roer, como las ratas, poco a poco y sin pausa a los que saben que les superan, para estar por encima.
Y tú, que sabes en el fondo que no eres tan inútil, acabas, gracias al trabajo de esos parásitos, creyendo que no vales, porque te lo están haciendo ver constantemente.
Pon en un papel tus virtudes, todo lo que sabes hacer (me sale la paella mejor que a mi madre, hago el punto de cruz bastante bien, canto entonado, doy todo el cariño que tengo a mis hijos, les  hago las mejores y más divertidas fiestas de cumpleaños, sé pintar, no se me dan mal los poemas, sé contar un chiste, en mi tabajo doy el 100 %, soy amigo de mis amigos, comprensivo con mis enemigos... ) y empieza por reconocerlo. Seguro que esta lista acaba siendo más larga de lo que tú mismo esperabas. Olvida por un momento tus defectos, esos ya te los recordarán los demás, ten solo en cuenta las cosas buenas, las positivas, y al final, te darás cuenta de una cosa: Si te has quedado sin tu queso, sal a buscarlo a otro sitio, y si no, pues un buen vaso de leche bastará, o cualquier otra cosa que te apetezca. Tú vales más de lo que quieren hacerte creer, así que, tómate la frase aquella que decía Carmen Maura en el programa de Tola, y ponla en tu frigorifico con un imán: "Nena (o nene) tú vales mucho".

No hay comentarios:

Publicar un comentario